Una nena llevó tequila al jardín de infantes y lo compartió con los compañeritos

Algunos chicos presentaron síntomas de intoxicación y fueron atendidos por los médicos.

Un grupo de nenes de un jardín de infantes de Michigan, Estados Unidos, presentaron descomposturas y mareos luego de tomar tequila en el horario de la merienda.

Una de las nenas del jardín Grand River Academy llevó en su mochiila una botella de plástico de tequila José Cuervo premezclado que es utilizado para preparar margaritas con 10 por ciento de alcohol. La pequeña lo compartió con sus compañeritos, que pensaron que era jugo.

Alex Smith, padre de una de las víctimas, dijo que su hija tomó cerca de cuatro o cinco sorbos. “Se sintió muy mareada”, expresó Dominique Zanders, madre de otra de las niñas.

Una nena llevó tequila al jardín de infantes y lo compartió con los compañeritos

“La niña que llevó la botella al jardín vertió el contenido en su taza, lo bebió y terminó diciéndole a mi hija qué es. Fue y le dijo a la maestra que había licor en esta taza y la maestra le puso una cara graciosa”, manifestó Zanders.

La escuela dijo que la nena podría ser disciplinada si fuera necesario. A su vez, los padres fueron notificados inmediatamente tras incidente.

Según explicó el jardín, apenas ocurrió el hecho, los profesores se comunicaron con los servicios de intoxicación y seguido a eso llamaron a los padres para informar que los chicos habitan probado la bebida.

“Es lamentable que este tipo de bebidas para adultos se confundan fácilmente con bebidas aptas para niños”, explicó el jardín de infantes. (Foto: M and M Extra Care)
“Es lamentable que este tipo de bebidas para adultos se confundan fácilmente con bebidas aptas para niños”, explicó el jardín de infantes. (Foto: M and M Extra Care)

“Si bien tratamos de vigilar todo lo que nuestros estudiantes traen a la escuela, eso que ocurrió simplemente no debería ser posible”, aseveró el jardín en un comunicado sobre el consumo de alcohol en clase. “Es lamentable que este tipo de bebidas para adultos se confundan fácilmente con bebidas aptas para niños”, agregaron.

Mientras que algunos padres culparon a la escuela, otros le echaron la culpa a la nena que trajo la mezcla de margarita a la escuela por el incidente.

“Si su hijo sabe lo que es, no tiene nada de malo, pero debe saber que no debe tocarlo, que no es para niños”, comentó Smith.

Fuente: TN